Formoseño

0
  • Formoseño

    País Nombre
    Argentina Bosque Modelo Formoseño
    Datos generales Información de contacto
    Ubicación: Oeste de la provincia de Formosa al
    norte de Argentina en la región del Parque
    Chaqueño Semi-áridoSuperficie: 800.000 haAño de afiliación a la RIBM: 2000
    Nombre: Noel Carlos Paton, gerente
    Email: ncpaton@yahoo.com.ar
  • Trabajo con la comunidad indígena Toba y Wichí
  • Aspectos biofísicos
    El Bosque Modelo Formoseño (BMF) abarca unas 800,000 hectáreas al oeste dela provincia de Formosa al norte de Argentina en la región del ParqueChaqueño Semi-árido, que integra la región fitogeográfica del Gran ChacoAmericano. Esta clasificación se encuentra principalmente dada por elgradiente hídrico de la zona que aquí alcanza los 690 mm. de precipitaciónpromedio anual, con una estación lluviosa marcadamente concentrada en latemporada estival. El estrato arbóreo cuenta con un bajo número de especies,mientras que el estrato arbustivo es denso con abundantes especiesleñosas.
    El agua es sin duda la principal limitante en esta región. Una grandiversidad de flora y fauna caracteriza a la zona, delimitada al norte y alsur por dos grandes ríos (Pilcomayo y Bermejo respectivamente) que formanecosistemas muy particulares como el bañado “La Estrella” constituido por losdesbordes del río Pilcomayo y caracterizado por una importante reserva deaves, constituye de esta forma un área sumamente interesante para eldesarrollo de Ecoturismo. Al sur sobre las márgenes del río Bermejo seencuentra la Reserva Natural Formosa reducto de protección para la fauna yflora junto a su ecosistema. Entre ambos ríos se encuentra toda la riquezadel monte chaqueño con extraordinarios ejemplares de árboles entre los más destacados Palo Santo, Quebracho Blanco, Quebracho Colorado y una infinidad de arbustos que en su conjunto constituyen una fuente inagotable de recursospara los pobladores del área, a quienes abastecen de frutos, mieles, tinturasy demás bondades para la vida cotidiana. Esto constituye una zonaeminentemente forestal debido a la calidad de los productos que ofrece.

    Aspectos socio-culturales y economicos
    El BMF tiene una población de alrededor de 25.000 habitantes, con unadensidad poblacional de 1.8 habitantes por km2. El área tiene índices altosde necesidades básicas insatisfechas. La región es rica étnica yculturalmente, en ella conviven dos etnias aborígenes quienes mantienenintactas sus tradiciones culturales e idiomáticas, de igual forma que lascomunidades de campesinos criollos quienes se afincaron en la zona aprincipios deeste siglo.
    El área del BMF está integrada por centros urbanos y comunidades rurales,aborígenes y criollos. La población aborigen es de aproximadamente 10.000personas pertenecientes a dos etnias: Wichí y Toba. Los Wichí y los Tobas sonetnias de cultura trashumantes cazadores-recolectores, quienes se desplazabansegún su propio calendario por una región geográfica determinada en grupo o clanes derelaciones familiares. Estas migraciones se encontraban íntimamente ligadas con el agua (eje movilizador en la región), recolección de frutos yla caza.
    En la actualidad conforman comunidades de un promedio de 40 familias que seasientan en grupos, constituyendo comunidades, muchas de las cuales poseentierras con título de propiedad comunitario y están organizadas enasociaciones civiles. Las actividades que estos grupos realizan varían de acuerdo a su ubicación, las
    comunidades rurales practican principalmente la ganadería menor,agricultura, elaboración de artesanías y mantienen una relación muy estrechacon la naturaleza, la cual les provee lo necesario para su subsistencia, losgrupos urbanos dependen fuertemente del trabajo a destajo para llevar dinero a su familia.
    Por su parte los pobladores criollos venidos a principio de siglo desde lasprovincias de Salta y Santiago del Estero se nuclean en parajes constituidosgeneralmente por grupos de familias emparentadas o puestos aislados, laactividad principal que practican es la cría de ganado vacuno y caprino yocasionalmente productos del bosque como leña, carbón, postes, etc.

  • Entre los socios de la organización destacan:

    • Municipio de Ing. Juárez
    • Comunidades aborígenes
    • Organizaciones no Gubernamentales
    • Universidad Nacional de Formosa (UNaF)
    • Madereros
    • Asociación de Ganaderos
    • Asociación de Apicultores
    • Gendarmería Nacional
    • Parques Nacionales
    • Organismos públicos
    • Asociación de Artesanos

    El Bosque Modelo Formoseño posee hoy en día un directorio formado por: Asoc. Civil EPRASOL, Municipalidad de Ing. Juárez, Gendarmería Nacional, Parques Nacionales, Concejo Deliberante de Ing. Juárez, Universidad Nacional de Formosa, Asoc. De Ganaderos y madereros, sector educativo de Ing. Juárez, representantes de comunidades Wichí, miembro de comunidades Tobas. Todas ellas reunidas en una mesa de diálogo destinada a fortalecer el Bosque Modelo. Además del Directorio se encuentra constituido un equipo técnico con profesionales provenientes del sector público y privado.

  • Los integrantes del BMF ven como una de las principales actividades, la instauración de proyectos de desarrollo productivo, tendientes a mejorar la calidad de vida de las comunidades del área. La implementación del proyecto “Fortalecimiento al Desarrollo Productivo Comunitario” financiado por la Agencia de Cooperación Internacional de Japón (JICA) brinda herramientas eficaces para superar problemas relacionados con la salud y la alimentación, al mismo tiempo que es una propuesta que incluye el aprovechamiento sustentable de los recursos del bosque y la incorporación de nuevas técnicas y nuevas actividades que contribuyen a diversificar la producción de las familias en una comunidad toba de aproximadamente 450 personas. Entre sus actividades contempla: el suministro de agua para consumo humano y animales, apicultura, ganadería, carbonización, huertas familiares, manejo de monte nativo con enriquecimiento de aquellas especies nativas valiosas e introducción de pasturas.

    En este contexto se están llevando a cabo un conjunto de prácticas forestales y actividades tendientes a conservar y recuperar los recursos naturales, incorporando un nivel de tecnología apropiado y apropiable para la comunidad beneficiaria, mejorando el sistema productivo actual. Se busca que este modelo sea replicable en otros escenarios o sistemas de iguales características sociales, económicas y naturales en la zona o región.

    En el presente ya se cuenta con algunos ensayos demostrativos y multiplicadores a partir de experiencias exitosas, como por ejemplo, un huerto frutal en una comunidad Wichí, y un vivero forestal en una comunidad Toba. También se están haciendo ensayos de manejo y enriquecimiento de monte nativo con introducción de pasturas, mejoramiento y manejo de las masas forestales deterioradas de la región y aumento de su receptibilidad ganadera. Estas parcelas están destinadas a convertirse en modelo de manejo en la zona del BMF y ser adoptadas por el pequeño y mediano productor.

    También y como complemento de los ensayos y demostraciones piloto, el equipo técnico del BMF pretende generar en todas estas actividades material de difusión escrito y audiovisual como forma de llegar al productor y a la vez como material de apoyo en futuros talleres a realizarse sobre el tema.

Share.

Comments are closed.